lunes, febrero 25, 2008

NO ME GUSTA ESTE TRASPASO

Atenuado el cabreo inicial y como deferencia a los aficionados de los Cavs y resto de amigos que tienen a bien pasarse por aquí de vez en cuando me veo en la obligación de hacer un análisis más calmado de lo que ha supuesto el mega traspaso a tres bandas que ha involucrado a Cavaliers, Bulls y Sonics haciendo cambiar de camiseta a un total de 11 jugadores.
En primer lugar quiero decir que no entiendo por qué Dany Ferry ha hecho esta operación pero voy a hacer un esfuerzo por comprenderlo. Se me ocurren tres posibles razones:
  1. Desprenderse de Larry Hughes a cualquier precio.

  2. Mitigar el cabreo de Lebron James después de los fiascos por dejarse levantar los fichajes de Gasol, Bibby y Kidd, En el caso de este último recordemos que Lebron había manifestado públicamente que lo quería junto a él.

  3. Demostrar su capacidad de maniobra para contrarrestar la carrera armamentística del oeste desatada por la operación Gasol.

Ninguna de ellas se sostiene. En primer lugar, si para desprenderte de un jugador (Hughes) que no quieres y nadie en la liga quiere has de hacerlo canjeándolo por otro jugador (Wallace) que su equipo no quiere, que nadie en la liga quiere y además no necesitas, estás haciendo un negocio patético. Me explico: Wallace gana más que Hughes, su contrato es igual de largo y además su puesto en los Cavs está bien cubierto por lo que jugará pocos minutos o bien deberá ser reconvertido a una posición, la de cuatro, en la que tengo serias dudas sobre su rendimiento. Wallace va a ser en el futuro un problema similar al que ha sido Hughes en el pasado.

En segundo lugar, lo que Lebron quiere y ha pedido es un base de categoría. Lo que los aficionados de los Cavs llevamos tiempo pidiendo es un base y tras está espectacular operación... ¡¡¡seguimos sin tener un base!!! Delonte west es un buen jugador, no me desagrada pero no es un base y no me vale eso de que la única misión de un base en Cleveland es pasar del medio campo y dársela a Lebron. Quien diga eso no sabe de basket. En cuanto al resto de jugadores, ¿qué podemos decir? Wally adolece de los mismos defectos que nos han hecho aborrecer a Hughes. Es demasiado irregular y tiende a lesionarse con facilidad. En su favor cabe decir que, a diferencia de Hughes da la impresión de que la sangre corre por sus venas y en ocasiones ha mostrado un carácter competitivo que le viene bien al equipo. Joe Smith es un muy buen jugador de equipo, pero sólo mejora a Gooden en cuanto a experiencia. De Wallace prefiero no hablar porque esto es un blog de baloncesto.

Por último, no cabe duda de que un grupo de buenos jugadores, con oficio y experiencia en partidos importantes llegan a la plantilla y además nos hemos desprendido de bastante morralla. Los jugadores que vienen mejoran el equipo, lo hacen más competitivo y dan al banquillo una profundidad que no se ha visto por Ohio desde hace décadas. Pero los jugadores de banquillo, por muy buenos que sean no hacen a un equipo campeón y más si son de corte eminentemente defensivo. El equipo defenderá mejor, las rotaciones lo mantendrán fresco, cogeremos innumerables rebotes pero en los partidos decisivos, tras una larga temporada regular y varias rondas de playoff, cuando el cansancio hace mella, las defensas exploran los límites del reglamento y llega el momento de demostrar que los niños son hombres, si Lebron está cansado o sobremarcado, ¿Quién se la va a jugar?

Y esto me lleva a una conclusión final. No sé cómo de pesado se habrá puesto Lebron sobre la necesidad de reforzar con urgencia el equipo y de qué modo podrá haber condicionado su continuidad a este hecho pero un GM como Ferry debería haber convencido a Lebron de que este no era el mejor momento. Por estas mismas fechas, el año próximo el equipo podría haber ofrecido casi 30 millones en expirings. Podría haberse actuado con mayor sensatez, planificando adecuadamente desde el verano, eligiendo con calma a los jugadores adecuados y actuar sin prisas. Ferry se ha movido en función de lo que hacían otros, ha creado nuevas servidumbres allá donde no existían y su torpeza va a dificultar los movimientos que hubieran solventado las autenticas necesidades del equipo.

Tal y como se han reforzado los equipos punteros del oeste, el título este año es inalcanzable. Lo era antes del 21 de febrero pero lo sigue siendo después por una sencilla razón: Esta no es la plantilla que necesita Lebron para llevar a los Cavs al anillo. El margen de maniobra de Ferry para lograr el objetivo es ahora menor y cada vez queda menos tiempo. Esperemos que no sea demasiado tarde.

8 comentarios:

LITROS dijo...

Pensaba que Wallace podría apuntalar el juego interior y defensivo de Cavs (es decir dureza) y desde ahí apuntalar un ataque con Lebron y los demas.
Cierto es que no he visto ningun partido de Bulls este año ( de hacho solo veo los de "4" y como solo dan a los españoles) y visto lo visto con vuestros comentarios, Wallace debe estar de pena.
Yo solo me acuerdo del Wallace de Pistons y ese si que me parece le vendría bien a Cavs, pero si no es ese me callo todo lo dicho.

sixers29 dijo...

no podías pedir más por los jugadores que habeis vendido, que sería mejor solución esperar a que finalizasen contratos? pues quizá pero Lebron parace que pidió refuerzos a toda costa. Los Cavs querían a Andre Miller pero Ed pasó del tema, un Hughes, un Gooden no hacía falta en los sixers.

Estos fichajes de ultima hora y a toda prisa pueden ayudar mucho o tumbar aún más a un equipo. En mi opinión creo que ahora tenéis un equipo más competitivo para playoff y con más seguridad.

Juanejo dijo...

como bien dices, si quieres traspasar a un jugador sobrevalorado, tienes que hacerlo por otro que tambien lo este, pero Ben Wallace???? encima un contrato mayor y mas duradero...mal negocio.
smith esta para salir del banco y poco mas, con lo cual es la oportunidad de varejao.

de los que llegan de seattle, bueno, tambien palmais pasta, wally va a cobrar 13 kilos el año que viene. al menos le dara algo de tiro exterior al equipo, que le hace falta y delonte...a mi me gusta, pero teniendo a gibson no creo que rasque mucha bola.

Wayne Robinson dijo...

Sixers: Lo mejor era esperar al año que viene y que este año fuese de transición. De acuerdo en que el equipo es ahora más competitivo pero sigue sin ser un equipo ganador. Wallace da asco. Es un puto fraude. Respecto a lo que dice Litros, quizá el año que acabe su contrato veamos un Wallace parecido al de los Pistons pero yo creo que ya no engaña a nadie.

Por cierto, como odio tener razón. Anoche derrota frente a los Bucks y el otro día victoria en casa con apuros ante unos Grizzlies en los que ni siquiera estaba Miller. Lo más patético era el titular de la web oficial de los Cavs "Ferry hace a los Cavs mejores y más malos" No creo que Celtics y Pistons esten temblando como se dice por ahí.

LITROS dijo...

Jua, jua. Los nuevos Bad Boys.

true wolf dijo...

Es un tema complejo, pero ahora Cleveland tiene más profundidad de banquillo y creo que Wally, Smith o West son grandes complementos para Lebron. Hughes en Cleveland nunca se ha sentido cómodo, no había química con la estrella ni con la aficición, y tenía que salir sí o sí. Gooden tampoco aportaba mucho, así que vistos ambos casos creo que el traspaso es bueno, muy bueno, pero que no te convierte en el máximo candidato de la noche a la mañana.

Me parece complicado que los Cavs puedan ganar cuatro partidos a Celtics o Pistons, pero con Lebron todo es posible. "Where Amazing Happens", la plantilla era mediocre y lo sigue siendo, pero como dijo Lebron en un ataque de sinceridad y modestia "si yo estoy sano aspiramos a todo".

El artículo brillante, como siempre, aunque destacaría una frase por encima de todas: "De Wallace prefiero no hablar porque esto es un blog de baloncesto". Brutal, de jugón total!!!

Juanejo dijo...

a mi tampoco me gusta el traspaso, creo que moverse por moverse es tonteria.
ademas, la masa salarial ahora es mayor, con lo cual tendran menos margen de maniobra este verano, y este verano hay cositas jugosas, caso de jamison (anda que no les vendria bien este tipo...), arenas, brand, maggette, matrix

Peter Mihm dijo...

El traspaso no nos gusta a casi nadie, pero yo creo que el equipo sí es mejor que el que había hace dos semanas. Lo de los contratos es lo que lo jode todo, pero de verdad que pienso que Wally y Delonte no le vienen pero que nada mal a este equipo. Y Wallace, pues hombre, ya hemos dicho que es el peor técnicamente de la NBA, pero si aporta en plan Pistons tampoco es una tontería su trabajo.